Steelers cierran la temporada venciendo a Ravens en el tiempo extra – NFL 2021

Los Steelers consiguen clasificarse a los playoffs gracias a los Raiders y a su gran actuación en Baltimore para arañar la última victoria de la temporada.

steelers

Pittsburgh Steelers at Baltimore Ravens - Week 18 NFL 2021. | ©Karl Roser - Pittsburgh Steelers

Ravens recibían a Steelers en esta última jornada con el incentivo de poder dejar fuera a sus rivales directos. Ya que las posibilidades de un pase a playoffs venían condicionadas a varias carambolas casi imposibles.

El encuentro siempre es reñido entre estas dos franquicias, pero en esta ocasión lo llevaron al límite. Ya que ambas se jugaban sus posibilidades de postemporada y llevaron el encuentro hasta el tiempo extra, donde se decantó por Pittsburgh.

La igualdad se mantuvo hasta el descanso

Pittsburgh eran los primeros en atacar. Pero la defensa de Baltimore no les dejaba avanzar ni un primer down, dejando paso a sus compañeros del ataque. Huntley logró salvar un tercer down, pero un error en el snap provocó que la picaresca de T.J. Watt recuperara el balón suelto y otorgara el balón de vuelta a Big Ben pasado el medio campo. No le fue difícil llegar a la redzone rival, pero se quedaron frenados en un 4 y 1 en la 5 de Baltimore que no dudaron en intentar. Sin embargo, un false start les colocaba 5 yardas mas atrás. Por lo que dejaron a Boswell anotar un field goal para estrenar el marcador.

En el drive de Ravens, la presión en el pocket era palpable. Huntley tenía que correr por su vida en más de una ocasión, lo que forzó que lanzara pases a la ligera. Uno de esos pases, aunque dirigido al siempre fiable Mark Andrews, pasó de largo y fue a caer a las manos de Edmunds, interceptándolo.

La serie de Steelers no fue mejor. Viendo que los intentos de juego de carrera no funcionaban, y encerrado en el tercer down, Roethlisberger buscó un pase profundo a McCloud. Pero Stone le ganó bien la posición e interceptó el balón de manera limpia, devolviendo una vez más la posesión a los locales. Terminaban en primer cuarto quedándose en cuarto down. Y al inicio del segundo intentaron un fake punt que no lograron, devolviendo el ovoide a Pittsburgh sobre el medio campo.

El resto del cuarto fue un toma y daca de las defensas. Demostrando el buen nivel de ambas a pesar de las bajas. Sobresaliente un T.J. Watt que fue la pesadilla particular de Huntley. Solo tras un buen punt y volver a frenar a Steelers en los últimos minutos, Huntley arrancó una serie ya en campo rival. Utilizó a Andrews como válvula de escape cuando el down se le ponía cuesta arriba para acercarse a la redzone, en donde se le atragantó la defensa acerera. T.J. Watt logró incluso el sack con el que igualaba el record en una temporada de la liga. Y consiguieron minimizar el daño de Ravens a un field goal que ponía el marcador en tablas antes del descanso.

Los Steelers consiguieron la llave para llegar a los playoffs

A la vuelta recibían Baltimore, y parecieron hacer ajustes en ofensiva. Huntley ejecutó un drive sostenido, como no había hecho ninguno en toda la primera mitad. Y pasado el ecuador del campo, empezó a confiar en el juego terrestre, dándole toda la notoriedad a Murray. Este mismo, logró zafarse de un bloqueo cuando andaban por la 46 rival y se escapó hasta la endzone, poniendo a su equipo por delante por primera vez en el encuentro. Pittsburgh no querían quedarse atrás, y Big Ben sacó su mejor versión y comenzó a avanzar el campo con pases certeros. Aunque fueron una vez más parados sobre la 22 del campo contrario, por lo que se limitaron a dejar que Boswell subiera otros 3 puntos.

Ravens volvieron a confiar en el juego de carrera, y lograron un drive muy sostenido. Comiéndose lo que restaba de tercer cuarto y con un Murray fuera de serie. Para arrancar el último cuarto en plena redzone, y con la confianza por las nubes, Huntley buscó un pase directo a Andrews en la zona de anotación sin percatarse de la doble cobertura. Lo que propició que Sutton le ganara la posición limpiamente e interceptara el balón. Tras un par de intercambios de punts, Big Ben se decidió a ganar su último encuentro. Y arrancó un drive en el que repartió pases a todo su grupo de receptores y consiguió acercarse a la redzone rival, aún con todos los false starts que les pitaban.

Unos intentos más tarde, se alineó sin backfield para aumentar sus posibilidades, y encontró a Claypool por el centro para que este entrara sin oposición y volver a poner a los visitantes por encima. Y cuando todo parecía perdido, Huntley logró cruzar el campo en tiempo récord con un pase a Andrews y una carrera de el mismo para que Tucker y su infalible pierna pusiera el partido en tablas y condenándolo al tiempo extra.

Comenzaban atacando los locales, que fueron parados sin problemas por Steelers. A lo que luego respondieron con un drive algo tortuoso pero efectivo. Logrando acercarse lo suficiente para que Boswell metiera su tercera patada de la tarde; y dejara a su equipo a la espera de lo que pasara en Las Vegas para ver si conseguían su ansiado pase a playoffs.


¡Para no perderte nada de la actualidad de la NFL y del football en general recuerda seguirnos en @ashisfootball, tanto en YouTube, como en InstagramTwitter, Twitch Facebook!